Hermosillo, Sonora, enero 19 de 2019.- Repetir una conducta de manera constante hace que ésta se haga un hábito en la persona, por lo cual adoptar actividades saludables puede llegar de manera fácil si se lo propone.

 

La Secretaría de Salud en el Estado informa que para adoptar un hábito saludable, primeramente se tiene que dar un orden al proceso, donde se establezca una meta factible para la persona y llevarla a cabo mediante un esfuerzo gradual.

 

La clave para lograrlo es ser constante en el esfuerzo, enfatiza,  con el fin de que el cerebro se programe en qué actividad toca y a qué hora, y lo tome como un hábito permanente.

 

Querer hacer todo al mismo tiempo es un error, se debe priorizar y establecer una meta que sea factible, la clave es ser constante en el esfuerzo, cuando se tienen actividades contrarias a lo que se quiere hacer, el cerebro va a tratar de recordar y podrá meter auto-boicot mentales, por lo que no hay que darle cabida.

 

Por tal motivo, lo más importante es realizar la misma actividad y a la misma hora, para que se logre una programación cerebral y llegar a agregarla al ritmo circadiano, que es una estrategia en el cual el cerebro programa una acción que va desde algo fisiológico a conductas intelectuales.

 

Un ejemplo, es cuando se define la hora en la que los niños realizan la tarea, un día en el que no la hagan ellos tienen la necesidad de hacer algo porque se creó un hábito.

 

La Secretaría de Salud resaltó que en cuanto al tiempo en el que una actividad se convierte en un hábito, no existe tiempo definido, el adoptarlo depende de cada persona, sin embargo es más difícil cambiar uno antiguo que crear uno nuevo.

 

Por último, instó a acudir con profesionales de la salud para que éstos los asesoren en sus cambio de hábitos, ejemplo, si se quiere tener una alimentación más saludable se debe acudir con un nutriólogo para que el cambio sea a la medida de la salud de la persona.